“Llegó la Policía, me escoltan, me sacan del barrio, pero yo ya le había contado a mi esposa para que estuviera tranquila. Me llama cuando voy en camino y me dice que hay un paquete igual en mi apartamento”

 

Momentos de tensión vive el médico José Julián Buelvas, en Soledad, Atlántico, quien ha sido amenazado de muerte por el hijo de una paciente que murió de coronavirus Covid-19, por supuestamente dejar que sucumbiera ante la enfermedad.

Otro médico amenazado

Ya son 15: Asesinaron a otro líder social en el Putumayo

El galeno, luego de recibir la amenaza directa a través de un carta, vio como le llegaba una corona fúnebre con su nombre a la clínica Adela de Char, ubicada en el barrio Manuela Beltrán, donde ejerce sus labores desde principios de 2019.

“Ayer al llegar a recibir mi cargo, me avisan que tengo un domicilio, les dije que no había pedido nada, pero el vigilante insistió porque me llamaban por mi nombre completo, todos los apellidos. Me encuentro a un joven que entrega un paquete y sale prácticamente corriendo”, contó en entrevista con La FM.

1.483 más: Colombia llega a 40.719 nuevos casos de Covid-19

Según su relato, el “obsequio” llegó envuelto en papel de regalo, y dentro una corona fúnebre con una nota de amenaza.

“Tengo miedo”

“Llegó la Policía, me escoltan, me sacan del barrio, pero yo ya le había contado a mi esposa para que estuviera tranquila. Me llama cuando voy en camino y me dice que hay un paquete igual en mi apartamento”, comentó,

El “regalo” que le dejaron en casa era el mismo y en este habían nuevas amenazas de muerte: “Encuentro la misma corona pero con tres amenazas, una era una foto de mis redes sociales y otra foto de la portería del edificio, ahí es cuando decido grabar el video y expresar mis angustias”.

Más adelante aseguró desconocer de dónde pueden venir estas amenazas, que lo único que sabe es que lo acusan de la muerte de una paciente contagiada. “Dice que me cortan el cuello, que me pegan un tiro, que me dan 24 horas para irme o van a matar a mi familia y luego a mí”, dijo.

¡Increíble!

“Nosotros los médicos no estamos dejando morir a nadie, estamos intentando salvar las vidas, arriesgando la nuestra, más en mi labor como intensivista (…) la gente aún piensa que el coronavirus es una gripe normal y no complica a la gente, el desconocimiento de lo que sucede con la enfermedad lleva eso, creemos que es algo común y fácil de manejar. Nosotros recibimos pacientes muy enfermos por esta patología”, agregó.

Finalmente, el médico dijo que teme por su vida, la de su familia y la de sus colegas, pero a la vez piensa en los pacientes de UCI que hoy lo esperan para ser atendidos y que regresará a su trabajo, pero con acompañamiento de la Policía.

“Desmotiva a continuar con esa labor, hace dudar, pero soy coordinador de la UCI y las personas a cargo mío me están esperando”, puntualizó al pedir unión de todo el pueblo colombiano en medio de esta pandemia.

¿Te parece de utilidad este contenido?

¡Haz clic en una estrella para puntuar!

Promedio de puntuación 5 / 5. Recuento de votos: 2

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here