Meghan y Harry tuvieron una explosiva entrevista el pasado domingo con Oprah Winfrey en la que contaron su experiencia con la realeza inglesa

 

La explosiva entrevista estuvo a cargo de la periodista Oprah Winfrey el pasado domingo, allí, Meghan Merkle aseguró que tuvo pensamientos suicidas a casusa de la presión mediática que tuvo su matrimonio y el nacimiento de su hijo. “ya no quería vivir más”. “Ese era un pensamiento constante muy claro, real y aterrador”, agregó Meghan.

Piden respeto por comentarios misóginos de hinchas hacia Shakira

En dicha entrevista Megan, de 39 años, denunció una “verdadera campaña de desprestigio” por parte de la institución real en donde no se sentía protegida, además, denunció comentarios racistas por el color de la piel que podría tener su hijo Archie.

“En esos meses en que estaba embarazada (…) tuvimos una serie de conversaciones sobre que ‘no se le daría seguridad, no se le daría un título’ y también preocupaciones y conversaciones sobre qué tan oscura sería su piel cuando naciera”, dijo Meghan.

Asimismo, aclaró que, aunque la prensa británica la culpara de hacer llorar a la duquesa de Cambridge, esto no sucedió pues realmente fue un incidente que tuvo lugar antes de su matrimonio en 2018 y fue Kate quien la hizo llorar a ella, no sin antes aclarar que se disculpó poco después. “Se disculpó, me trajo flores y se responsabilizó por ello”, contó.

Las mujeres son un ejemplo de resiliencia y superación

Por otro lado su esposo, el Príncipe Harry, aclaró durante la entrevista que su mayor preocupación era que se repitiera la triste historia de su madre, en alusión al trágico final de la princesa Diana, quien murió en 1997 en un accidente de tránsito en París cuando el conductor del carro en que viajaba con su pareja intentaba escapar de los paparazzi.

El matrimonio afirma que hizo todo lo posible para permanecer en la familia real, “Me entristece que haya pasado lo que pasó, pero me siento cómodo sabiendo que hicimos todo lo que pudimos para que funcionara”, señaló. “Oh, Dios mío, hicimos todo lo posible para protegerlos”, agregó Meghan.

También comentaron que su matrimonio fue tres días antes de la ceremonia pública, porque querían algo privado y muy personal “Tres días antes de nuestra boda nos casamos”, dijo Markle en la entrevista. “Así que le dijimos al arzobispo: ‘Mire, esto, este espectáculo es para el mundo, pero queremos nuestra unión entre nosotros” aseguró. 

Además, la pareja también reveló que su segundo bebé será una niña “Tener un niño y luego una niña, ¿Qué más podemos pedir?”, comentó a su vez el príncipe Enrique.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here