«Le dije claramente que no toleraríamos los intentos de violación de nuestra soberanía democrática o de desestabilización de nuestras elecciones»

 

Los presidentes de Estados Unidos y Rusia, Joe Biden y Vladimir Putin respectivamente, se reunieron este miércoles en lo que es la primera cumbre entre ambos mandatarios, y como siempre las primeras reacciones de los dos protagonistas son positivas.

Putin habló primero

En primer lugar, el inquilino del Kremlin indicó que los dos países buscarán «abrir un diálogo sobre ciberseguridad». Más adelante señaló que «las conversaciones fueron absolutamente constructivas».

En Wuhan se vivió una masiva entrega de diplomas

Desde Ginebra, Putin también apuntó que enviará a un Embajador de Rusia a su puesto en Estados Unidos, y lo mismo haría Biden en los próximos días. «Regresarán a su lugar de trabajo. Cuándo exactamente es una cuestión puramente técnica», sentenció.

Por último se refirió a «compromisos» entre la Casa Blanca y Moscú para intercambiar prisioneros.

Biden cerró

El Jefe de Estado norteamericano reconoció que el tono de la cumbre fue «positivo», pero sí dijo que le advirtió sobre las acusaciones injerencia desde Rusia a las elecciones en Estados Unidos.

Nueva York levanta todas las restricciones Covid-19

«Le dije claramente que no toleraríamos los intentos de violación de nuestra soberanía democrática o de desestabilización de nuestras elecciones democráticas y que responderíamos», dijo Biden.

Más adelante señaló que Vladimir Putin no estaría buscando una nueva Guerra Fría con EEUU, «creo que lo último que quiere ahora es una Guerra Fría».

Para finalizar también le señaló que «infraestructuras cruciales» no pueden ser tocadas por ciberataques rusos sin que en Moscú se sienta la respuesta. «Le di una lista» de 16 organizaciones gubernamentales que «van del sector de la energía hasta nuestros sistemas de distribución de agua».

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here