La cesión no tendría reparos contables, y si se materializada la empresa cumpliría con todas las disposiciones requeridas

EPM ya le respondió a los cuestionamientos que le hiciera la Superintendencia Financiera sobre el proyecto Hidroituango y al cambio de contratistas, lo que podría generar una retirada del Banco Interamericano de Desarrollo (BID).

Según Caracol Radio, que tuvo acceso a la respuesta de Empresas Públicas de Medellín, esta no habría sido notificada «de que el BID haya tomado algún tipo de decisión contraria a mantener su permanencia en la financiación del Proyecto Hidroeléctrico Ituango”, manifiestan en la comunicación.

Frente a los efectos jurídicos por un posible cambio de contratista, subrayaron que no habría implicación alguna para la obra, ya que «a juicio de EPM, la cesión contractual es una institución corriente dentro de la contratación pública y privada que permite que las partes del contrato puedan sustituirse por terceros que continúen la ejecución de sus obligaciones”.

Caso ‘Otoniel’: Así cayó el máximo líder del Clan del Golfo

La cesión, dice EPM, tampoco tendría reparos contables, y si se materializada la empresa cumpliría con todas las disposiciones requeridas.

La compañía se refirió también a los efectos financieros y manifestó que las finanzas de proyecto son saludables en cuando a flujo de caja y liquidez. «Sostienen que hay un nivel consolidado de caja y equivalentes de efectivo de alrededor de $4,6 billones«, dice el medio.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí