La propuesta ha generado revuelo a nivel nacional, pues muchos consideran que los centros religiosos funcionan como una empresa

 

La propuesta de la representante a la Cámara, Katherine Miranda, sobre poner impuestos a las Iglesias ha sido muy discutida en el país, pues algunos están a favor pero hay otros que aseguran que los centros religiosos no deben pagar este dinero.

Tras 80 días de la desaparición de Sara Sofía, tía pide celeridad en investigación

Esta propuesta surgió a raíz de la tan discutida reforma tributaria que busca recaudar más dinero para la Nación y de acuerdo con la representante, con esta idea se evitaría afectar el bolsillo de los colombianos.

«La idea es buscar alternativa para que no se le meta la mano al bolsillo a la clase media. Una que yo propongo es que las iglesias empiecen a pagar ese impuesto a la renta que hoy no pagan dado el artículo 23 del Estatuto Tributario», declaró la congresista.

Contraloría dice que 1.241 personas se habrían ‘colado’ en vacunación

Asimismo, agregó que «esto a nosotros nos podría dar una cifra cercana a 1,8 billones de pesos anuales si estas iglesias empiezan a pagar renta. Hablo de todas las Iglesias», evitando así repercusiones para los hogares de escasos recursos.

«Hay unas megaiglesias que pueden tener hasta 4.000 millones de pesos anuales. Entiendo la función social, la respeto profundamente, yo soy católica, bautizada, lo que sea, pero no nos llamemos a mentiras, los ciudadanos y medios de comunicación han visto y demostrado cómo se está utilizando la fe. Son mercaderes de fe para enriquecerse», puntualizó.

SENA abre biblioteca para personas con discapacidad

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here