Los residentes del sector aseguran que están pasando hambre y que no han recibido ayuda alguna para poder sobreponerse a la aguda crisis que viven los estratos más bajos de la sociedad bogotana

cacerolazos Bogotá

El sur de Bogotá se está convirtiendo en el núcleo de cacerolazos y manifestaciones de calle por el inconformismo de muchos ciudadanos respecto a las medidas de ayuda y subsidios de los gobiernos nacional y distrital para contrarrestar las consecuencias económicas y sociales de la pandemia del coronavirus Covid-19.

Afluencia de personas en supermercados de Bogotá disminuyó 60 %

Entre la noche de ayer (miércoles) y hoy en la localidad de Ciudad Bolívar hubo algunos disturbios, plantones, cacerolazos e incluso intentos de saqueo en diversos locales.

Los residentes del sector aseguran que están pasando hambre y que no han recibido ayuda alguna para poder sobreponerse a la aguda crisis que viven los estratos más bajos de la sociedad bogotana.

Muchos de ellos también denuncia abuso de autoridad por parte de la Policía Nacional.

Dos días de cacerolazos

Con esta ya son dos noches al hilo de manifestaciones de calle que se registran en la ciudad en medio de la cuarentena.

Ciclovías temporales se convertirían en permanentes para descongestionar las vías

Potosí, Caracolí y Arborizadora Alta fueron las localidades donde se llevaron a cabo los disturbios y esta vez el Escuadrón Móvil Anti Disturbios tuvo que actuar.

Christian Robayo, uno de los ediles de la localidad denunció abusos de autoridad y excesos de fuerza por parte de la Policía mientras que indicó que es urgente atender la situación humanitaria de las cientos de familias que no tienen alimentos para pasar la cuarentena, reseña RCN Radio.

«La gente viene protestando de manera directa por alimentos, por atención en salud, por apoyos solidarios para poder vivir esta cuarentena, y hay fuerza desmedida utilizada contra la ciudadanía», indicó Robayo.

Intentos de saqueo

En medio de la jornada un grupo de ciudadanos intentó ingresar a un supermercado con el fin de saquearlo, por lo cual fue necesaria la intervención de la Policía que desplegó un amplio operativo en la zona.

Por su parte la Policía Metropolitana de Bogotá reportó que no hubo heridos ni capturas durante los operativos, no obstante, algunos ciudadanos aseguraron que los niños fueron afectados por los gases lacrimógenos y que debido a esa situación las personas decidieron regresar a sus hogares.

Acueducto alerta sobre falsos funcionarios que buscan robar en cuarentena

En el barrio El Paraiso de la misma localidad, los habitantes continúan el llamado de atención a través de los trapos rojos, y manifiestan que no están realizando cacerolazos ni violentando el aislamiento preventivo porque la mayoría de personas están enfermas y son la de tercera edad, pero solicitan alimentos y medicinas de manera inmediata para poder pasar la cuarentena.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here