“Un deporte no es deporte cuando no existe relación entre el esfuerzo y la recompensa; cuando solo se garantiza el éxito a unos pocos, a los que no les importa perder”

 

¿Qué pasó con la SuperLiga? Pues, nada, simplemente no pasó. Esta pregunta se escucha en cada equina, cada fanático del fútbol se pregunta y se responde así mismo sobre el tema, y es que una caja de pandora se abrió y se cerró en cuestión de días.

SuperLiga
Florentino Pérez dijo en El Chiringuito que los equipos de la SuperLiga no se podrían salir “así como así” porque hay contratos que se deben respetar.

El Chelsea ganó y le pone picante a una Premier casi muerta

Del tema se había hablado desde hacía años; que los mejores equipos del mundo -ergo, de Europa- estarían organizando bajo cuerdas una liga para ellos y así hacer más dinero a costa de salirse de Champions y tener mayor autonomía fuera de las órdenes de la UEFA.

Y pues sí, sí era así. Cuando se comentaba entre amigos siempre salían varios diciendo que esto era imposible, que la UEFA ni las ligas lo permitirían, que las organizaciones que gobiernan el fútbol internacional harían todo lo que estuviera en sus manos para que esto no pasara, y pues, todos tenían razón.

Con el Real Madrid a la cabeza, los 12 mejores equipos del globo -sí, el Bayern Múnich también es de los mejores, pero no estaba, no está y… ¿no estará?- dieron un muy duro golpe en la mesa al decir: “Vamos a la SuperLiga”.

Sede del Junior de Barranquilla fue robada

Florentino Pérez alzó la voz y el mundo escuchó, sobre todo desde la UEFA, desde las federaciones de cada país de Europa, desde las ligas y desde la FIFA, por lo que todas estas últimas se unieron en comunicados llenos de amenazas, advertencias y ultimatums.

!Acabar con el monopolio de la UEFA en Europa no es una opción¡ Quizá para los equipos más poderosos del viejo continente sí, porque ven cómo de una torta de 10 tajadas, al menos cuatro se quedan en esas oficinas y lo demás se reparte entre los que hacen la fiesta, compran los juguetes, el licor, las mesas, ponen la música y bailan.

Kayky, la nueva estrella brasileña del Manchester City

Todos los líderes de ese monopolio dijeron que sin ellos simplemente no hay fútbol; los jugadores incluso se veían afectados sin tener ni voz ni voto en las decisiones de sus clubes, y es que se dijo que no se les permitiría jugar con sus selecciones en las competiciones de la FIFA y de la UEFA (Eurocopa y Mundial).

Pero vamos paso a paso para tener un panorama completo de lo que ocurrió.

Un sismo movió las placas del mundo del fútbol

El domingo pasado (18 de abril) 12 de los mejores equipos del futbol europeo y mundial anunciaron la creación de la SuperLiga. Esto fueron, sí fueron, porque ya no son:

Conmebol reafirma que las Eliminatorias se jugarán en junio

  1. Real Madrid (principal fundador)
  2. Juventus (principal fundador)
  3. Manchester United (principal fundador)
  4. Barcelona
  5. Atlético de Madrid
  6. Manchester City
  7. Chelsea
  8. Arsenal
  9. Liverpool
  10. Tottenham
  11. Milan
  12. Inter de Milán

El proyecto trataba de una liga donde 20 clubes -15 fundadores y cinco invitados ‘meritocráticamente’- se pegarían entre sí de agosto a mayo. Los 15 fundadores no descenderían nunca, por lo que hasta ahí es cerrada, mientras que los otros cinco variarían.

Cabal y Farah avanzaron a la final del ATP de Barcelona

Esta liga se dividiría en dos grupos, que después de cierto tiempo dejaría seis clasificados para play-off más dos que se disputaría entre partidos que se jugarían por cuartos y quintos de las dos alas. A partir de ahí era ida y vuelta hasta la final a único partido en una sede neutral previamente establecida.

Florentino Pérez en el Chiringuito frente al mundo

El lunes el presidente del Real Madrid y también de la SuperLiga, Florentino Pérez, se fue hasta uno de los programas más vistos del fútbol en España –El Chiringuito– para explicar de qué trataba esta propuesta-imposición de los equipos más poderosos de Europa.

Tolima fue derrotado en el inicio de la Copa Suramericana

Como era de esperarse fue muy político y habló de dinero, vaya que habló di dinero, escudándose y argumentando: “Hacemos esto para salvar el fútbol, que atraviesa un momento crítico. Todos estamos arruinados (…) El fútbol tiene que evolucionar, como las empresas, las personas, las mentalidades. La pandemia ha acelerado el proceso porque estamos todos arruinados”.

“Los clubes importantes de Inglaterra, España e Italia tienen que dar solución a una situación del fútbol muy mala (…) Cuando no tienes ingresos más que los de la televisión, la única forma de rentabilizarlos es haciendo partidos más competitivos”, explicó y reiteró hasta el cansancio.

Apuntó también que cree “en la transparencia. Yo sé lo que gana Lebron James, pero no lo que gana el Presidente de la UEFA. Nosotros nos hemos bajado el sueldo, en LaLiga y en la UEFA yo no sé ni lo que ganan”.

Argentina habría pedido a Colombia ‘montar’ en soledad la Copa América

“Si hay acuerdo empezaríamos la próxima temporada (…) Si hay acuerdo empezaríamos la próxima temporada (…) Los jóvenes ya no tienen interés por el fútbol ¿Por qué no? Porque hay muchos partidos de escasa calidad, tienen otras plataformas para distraerse”, indicó Florentino Pérez.

Y más adelante comentaba que “la UEFA tiene que ser dialogante y no amenazante. Ellos han presentado un formato que nadie entiende y dicen que van a empezar en 2024. En 2024 estamos muertos (…) Puede haber una segunda liga con opciones de participar en la Superliga, por ejemplo, pero no podemos tenerlos a todos”.

La respuesta de la UEFA

SuperLiga
Aleksander Ceferin, presidente de la UEFA, amenazó al Real Madrid, Chelsea y Manchester City de descalificarlos de la actual Champions League, advertencia que hasta ahora no se cumplió.

Aleksander Ceferin, presidente de la UEFA, fue uno de los primeros en reaccionar ante la creación de la SuperLiga y sacó todas sus armas a disposición para impedir que se hiciera realidad el hecho de que se quedaría sin el control del monopolio del fútbol europeo.

Presidente del Santa Fe fue hospitalizado por Covid-19

“Le han escupido en la cara a los amantes del futbol”, fue una de sus frases, pero no lo más letal, ya que este mismo señor aseguró que los jugadores que jugaran en la SuperLiga no podrían participar en la Eurocopa ni en el Mundial.

Así y todo, Ceferín presidió el martes el 45° Congreso de la UEFA en Suiza y claro que la SuperLiga fue el tema central. Y ante los medios no se guardó mucho: “Gracias Nasser (Preidente del PSG). Has demostrado la persona que eres. Gracias a Rummenige (Presidente del Bayern Múnich), a Aulas (Presidente del Lyon). Gracias a José, del Sevilla, que tuvimos una gran conversación ayer y nuestro punto de vista es el mismo. Gracias”.

Y a los presidentes de los equipos que sí se metieron en la competición le dijo: “Tienen tiempo para corregir sus errores. Todo el mundo tiene derecho a equivocarse.

Estos son los equipos colombianos en Libertadores y Sudamericana

Pero tampoco se fue sin dejar pullas: “Para algunos los fans se han convertido en clientes y las competiciones en productos. Para algunos caer de la Champions ya no es un fracaso deportivo, sino un fracaso empresarial y ya no quieren arriesgarse (…) Unos cuantos egoístas están tratando de matar este maravilloso deporte”.

“El futbol es dinámico. Haber sido grande no significa que lo vayas a ser en el futuro. ¿Qué era el Manchester United antes de Ferguson? Y, ¿dónde estaba la Juve hace 15 años? (…) “La SuperLiga quiere privatizar el fútbol, pero estábamos listos. No sabíamos exactamente cuándo pasaría, pero estábamos preparados”, sentenció Ceferín.

Inglaterra dijo que no y punto

SuperLiga
Anfield, uno de los estadios más importante del fútbol mundial se llenó de “verguenza” al saber que el Liverpool iría a la SuperLiga.

El fútbol moderno nació durante 1863 en un pub de Londres, y desde ahí mismo se formó la mayor resistencia contra la SuperLiga. Y es que apenas se conoció la noticia uno de los primer en reaccionar fue el primer ministro de Reino Unido, Boris Johnson.

Liga BetPlay: Estos son los horarios de los cuartos de final

Mientras esto ocurría las redes sociales y las calles comenzaron a llenarse de comentarios contra la iniciativa del G-12. Así el príncipe William, en su papel como presidente de la Federación Inglesa de Fútbol, escribió a través de su cuenta en Twitter: “Comparto la preocupación de los aficionados ante la propuesta de la Superliga, ante el riesgo que conlleva de dañar este juego que tanto amamos”.

Más adelante el director técnico del Manchester City, Pep Guardiola, dio una de las declaraciones más fuertes, sobre todo porque se trató del DT de uno de los clubes que estaban dentro del G-12. “Un deporte no es deporte cuando no existe relación entre el esfuerzo y la recompensa; cuando solo se garantiza el éxito a unos pocos, a los que no les importa perder”, dijo.

Y esto no fue todo, en el encuentro entre el Leeds y el Liverpool, los jugadores del equipo chico vistieron una camiseta durante su calentamiento que rezaba: “Gánatelo en la cancha. El fútbol es de los hinchas”.

SuperLiga
Jordan Henderson, capitán del Liverpool, fue la voz de los jugadores.

SuperLiga: La UEFA advierte con sanciones de alto espectro

Horas más tarde, decenas de hinchas del Chelsea fueron hasta la sede del club y se escuchaba el: “Vamos a salvar el juego”. Del otro lado, en Liverpool sus seguidores pusieron carteles a las afueras de Anfield, uno decía: “Debería darles vergüenza”.

Días más tarde el capitán del Liverpool, Jordan Henderson, convocó reunión con los demás capitanes de los clubes de la isla y escribió en su cuenta: “No nos gusta. Y no queremos que pase. Esa es nuestra posición colectiva”.

La primaria ausencia de dos clubes

SuperLiga
Karl-Heinz Rummenigge, presidente del Bayer Múnich, fue el primero en decirle que no a la propuesta de Florentino.

Sí, estaban los más grandes de Inglaterra, de España y de Italia, pero el fútbol y Europa no solo son esos tres países, sobre todo si Alemania y Francia alzan la voz, y así fue. Cuando se supo del trato de los 12, la noticia secundaria era ¿Qué pasó con Bayern y PSG?

Es decir, los últimos finalistas de la Champions League no estarían en la SuperLiga, seis Orejonas no tendrían cabida. Ahí la cosa ya había comenzado mal.

Real Madrid empata ante el Getafe con medio Castilla en cancha

“Nuestros socios y aficionados rechazan una SuperLiga. Como FC Bayern, nuestro deseo y nuestro objetivo es que los clubes europeos vivan esta maravillosa y emocionante competición de la Champions League y la desarrollen junto con la UEFA. El FC Bayern dice no a la SuperLiga”, dijo Karl-Heinz Rummenigge, su director general del club en un comunicado de prensa.

Y agregó: “La Champions League es la mejor competición de clubes del mundo”.

Boca: Edwin Cardona dio positivo a coronavirus

¿Entonces tú qué opinas? Estás a favor o en contra de la SuperLiga.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here