Aunque no se reportaron heridos en aire y tierra por la caída de las partes del motor, fue muy terrorífico el momento

 

Los pasajeros del vuelo 328 de United Airlines que salió desde el Aeropuerto Internacional de Denver a Honolulu vivieron momentos de pánico luego de que el motor de la aeronave se explotara en pleno viaje y empezara a caerse en pedazos.

EEUU cuestiona datos chinos sobre el origen del Covid-19

Mientras algunos de los pasajeros se asomaban por sus ventanas otros optaron por cerrarlas y simplemente rezar, mientras que en tierra, específicamente en Denver, los habitantes de la zona tuvieron que correr a refugiarse por los fragmentos que caían desde el cielo.

Sin embargo, las autoridades entregaron un reporte y ninguno de ellos resultó herido. De otro lado, el avión con 241 personas a bordo tuvo que regresar de emergencia al aeropuerto desde donde había partido.

Ecuador tendrá segunda vuelta entre Arauz y Lasso

“Hubo una gran explosión y el tipo de sonido que no quieres escuchar cuando estás en un avión e instantáneamente levanté mi persiana, y me asusté bastante ver que faltaba el motor de mi lado”, le contó el pasajero Travis Loock a CNN.

Los aviones del mismo modelo fueron inmovilizados en tierra para revisiones de seguridad

Un portavoz del fabricante de estos aviones confirmó que, luego del incidente que se presentó con este vuelo, se definió que los 128 Boeing 777 que están equipados con el motor Pratt & Whitney serán inmovilizados para revisión.

Argentina se hunde el escándalo de la “Vacunación VIP”

En video quedó registrado el momento en el que el motor se estaba quemando tras explotar

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here